Herbert McClellan, de 27 años, entró en una gasolinera Speedway alrededor de las 2 am del pasado martes. La policía, mientras estaba en la tienda, en un momento de distracción del empleado, el hombre extendió su brazo por el mostrador para robar 13 boletos de lotería para raspar.

Luego salió de la tienda sin pagar los boletos, por valor de 102 dólares. El joven no perdió el tiempo en comprobar si alguno era ganador, y cuando un billete mostró un premio de USD 30, regresó a la misma tienda unas horas más tarde para cobrarlo. Los empleados llamaron a la policía, que arrestó a McClellan por hurto y tráfico de propiedad robada.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here