Una mujer se llevó la sorpresa de su vida,cuando tuvo la necesidad de utilizar el baño de la casa de un pariente a quien visitaba.

Helen Richards,fue mordida en el trasero al momento de sentarse en el inodoro . La mujer de 54 años narró que, al sentir un fuerte golpe y algo de dolor, se levantó de inmediato del retrete, encendió la luz del baño que estaba apagada y encontró a la pitón de alrededor de 5 pies de largo (poco más de metro y medio), enroscada dentro del excusado.

Los hechos, ocurridos en Brisbane, Australia, fueron reportados por la prensa local. De inmediato, llamaron a un servicio de control de plagas.

Los expertos que retiraron a la serpiente de la casa, explicaron que, aunque estos reptiles se esconden a menudo en los inodoros, es poco común que muerdan a las personas; en este caso, Richards no encendió la luz del baño y tampoco revisó el retrete antes de sentarse.

ONLY IN AUSTRALIA: A Brisbane woman has been bitten on the bottom by snake hiding in her toilet. See our full interview with her TONIGHT at 6.00pm. #9News pic.twitter.com/tbg6iCGGrx— Nine News Queensland (@9NewsQueensland) January 25, 2019

Cuando la pitón, conocida como “pitón de alfombra” o “pitón diamantina”, sintió que su única salida había sido bloqueada, se asustó al ver sentarse a la mujer y, en un ataque de miedo, la mordió, según explicó el servicio de plagas en Facebook.

Afortunadamente, la serpiente no era venenosa y fue retirada fácilmente de la casa. Richards trató sus heridas con un spray antiséptico y ya están prácticamente curadas.

Facebook Comments